83.4 F
Belize City
Sunday, December 8, 2019
Home Editorial (En Espanol) La Nicaragua socialista tiene la tasa de homicidios más baja en...

La Nicaragua socialista tiene la tasa de homicidios más baja en C.A.

El sitio web, Knoema, que se describe como “la fuente más completa de datos para la toma de decisiones globales en el mundo,” dice que la tasa de asesinatos (personas asesinadas por cada 100,000 personas) en Nicaragua en 2016 fue de 7.4. El país con la siguiente tasa de homicidios más baja en 2016 fue Panamá, con 9.7 personas asesinadas por cada 100,000 habitantes, y Costa Rica fue un poco peor que Panamá, con 11.9 personas asesinadas por cada 100,000.

Los otros cuatro países de Centroamérica, Belize, El Salvador, Guatemala y Honduras, son simplemente desastres absolutos. La tasa de homicidios en 2016 en esos países, yendo de “mal” a peor, fue Guatemala, 27.3; Belize, 37.6; Honduras, 56.5; y El Salvador, 82.8.

La tendencia es casi consistente durante la década entre 2007 y 2016. Si compilamos las estadísticas proporcionadas por Knoema para esa década, con un ajuste diminuto para facilitar el manejo de los datos, observamos que, para esa década, Nicaragua tuvo un total de 113 asesinatos – una tasa de homicidios de 11.3; Panamá tuvo 135 asesinatos, una tasa de homicidios de 13.5; Costa Rica tuvo 105 asesinatos, una tasa de homicidios de 10.5; Guatemala tuvo 367 asesinatos, una tasa de homicidios de 36.7; Belize tuvo 353 asesinatos, una tasa de asesinatos de 35.3; Honduras tuvo 613 asesinatos, una tasa de homicidios de 61.3; y El Salvador tuvo 649 asesinatos, una tasa de homicidios de 64.9.

Entonces, si nos vamos con el año 2016, vemos a Nicaragua (tasa de asesinatos de 7.4/100,000) como el lugar más seguro para vivir en Centroamérica, y si seguimos las estadísticas de la década vemos a Costa Rica (tasa de asesinatos de 10.5/100,000) saliendo como el lugar más seguro para vivir en nuestra área, solo por un estrecho margen sobre Nicaragua (tasa de homicidios de 11.3/100,000), con Panamá en un tercero cercano (tasa de asesinatos de 13.5/100,000). Si se decretara que usted naciera en el istmo centroamericano, o si usted fuera un hombre o una mujer que deseara formar una familia, esos tres países definitivamente estarían en la parte superior de la lista, de donde crecer, o formar una familia.

Una de las explicaciones del horrible índice de homicidios en nuestro país es nuestra ubicación, la región donde vivimos. Estados Unidos tiene una guerra en curso contra las drogas, y nos encontramos en un importante camino de envío de cocaína proveniente de América del Sur, en su camino hacia las lucrativas calles de Estados Unidos. Las enormes ganancias asociadas con el transbordo de cocaína han fomentado la formación de pandillas armadas con las armas más letales, y han corrompido a políticos y policías.

Pero no todos los países a lo largo de esa misma ruta son tan asesinos como nosotros, y como lo son El Salvador, Honduras y Guatemala. En gran parte, Nicaragua, Costa Rica y Panamá han escapado a convertirse en zonas de guerra.

Seis países de nuestra región siguen los dictados de los Estados Unidos en su política y en su “gestión” del tráfico de drogas. En el tema de las drogas, específicamente la cocaína, los EE. UU. suministra equipo (barcos, aviones, armas, finanzas) e inteligencia para ayudar a estos países a que les ayuden a luchar contra el transbordo de cocaína. La corrupción de personas en lugares altos en estos países es alta, porque se puede hacer mucho dinero en la ayuda del transbordo y en el lavado de grandes cantidades de dinero en el comercio.

Nicaragua, a diferencia de sus seis vecinos en América Central, no permite que EE.UU. dicte cómo administra a los carteles de la droga que utilizan su país para mover la cocaína hacia su destino principal, los EE. UU. Algunos analistas sugieren que Nicaragua “acomoda” a los cárteles de droga, en lugar de seguir la política del gran garrote implementada por los estadounidenses en los otros países de América Central.

Incluso si fuera cierto que Nicaragua acomoda el tráfico de drogas, eso no explicaría completamente su tasa de homicidios comparativamente baja. Podemos decir eso debido a que EE.UU. dicta las tácticas de control de drogas de otros dos países en nuestra región, Costa Rica y Panamá, y ellos también tienen tasas de homicidios comparativamente bajas.

Si nos enfocamos en las tasas de homicidios de los seis países centroamericanos que se consideran subordinados a los EE.UU., siendo estos Belize, Costa Rica, El Salvador, Guatemala, Honduras y Panamá, vemos que se trata principalmente de sus economías.

Por estándares centroamericanos, Panamá y Costa Rica son ricos. Las estadísticas del Banco Mundial para 2017 sitúan el ingreso per cápita del PIB para los panameños en US$15,196.40, y el de los costarricenses en US$11,677.20. Los ciudadanos de ambos países ganan más del doble de lo que ganan los ciudadanos de los otros cuatro países: Belize, El Salvador, Guatemala y Honduras.

El ingreso per cápita del PIB (que es el producto interno bruto dividido por el número de ciudadanos en un país) de los beliceños en 2017 se estimó en US$4,971.20; el ingreso per cápita estimado para los guatemaltecos fue de US $4,470.99 (2017); El ingreso per cápita estimado de El Salvador fue de US$3,889.31 (2017); y el ingreso per cápita estimado para los hondureños fue de US$2,480.13 en 2017.

Las estadísticas de asesinatos muestran que algunos países capitalistas en nuestra región han escapado en gran parte la violencia. Los más ricos, Panamá y Costa Rica, son estables, mientras que los otros cuatro no lo son. Las estadísticas de esos seis países centroamericanos sugieren que el PIB per cápita cuenta una historia convincente. Sin embargo, la historia de Nicaragua, el país más pobre de América Central, no puede ser ignorada.

Si la riqueza, como en el PIB per cápita, fuera el gran indicador, entonces Nicaragua debería estarse desmoronando. Por el barómetro del PIB per cápita del Banco Mundial, Nicaragua, con un PIB per cápita de US$2,221.81, es el país más pobre de América Central.

Algunas personas culpan la “pobreza” de Nicaragua en su sistema económico, que se describe como socialista. En los estados socialistas, como Nicaragua, hay propiedad privada de tierras y empresas, pero el estado también controla algunos factores de producción y garantiza que se satisfagan las necesidades básicas de las personas. Sorprendentemente, a pesar de su muy bajo PIB per cápita, la tasa de desempleo de Nicaragua es inferior al 5%.

De los hechos presentados aquí, no estaríamos muy lejos de la verdad si concluyéramos lo siguiente: (1), mientras que existe una disparidad de riqueza en Panamá y Costa Rica (existe una disparidad de riqueza (dinero, propiedades) en todos los países capitalistas), no hay suficiente para todos; (2), no hay suficiente riqueza para todos en Belize, El Salvador, Guatemala y Honduras, y algunas personas apenas reciben parte del pastel; (3), hay poca riqueza en Nicaragua pero todos reciben una parte; y (4), el comercio ilegal de drogas es desastroso cuando se inyecta en una escena donde hay una riqueza dispar y personas empobrecidas.

El asesinato no es la única historia negativa en el mundo. Hay otros delitos que son una mancha y que alquilan el tejido de una nación. Un sistema de justicia que no funciona, la corrupción en el gobierno y los robos son ejemplos de otros factores que contribuyen al dolor de una nación. Pero esos no son estudios “listos” porque implican opiniones y/o están sujetos a la manipulación del gobierno.

La tasa de homicidios no dice todo acerca de una sociedad, pero es evidente, según las estadísticas de nuestra región, que donde hay suficiente para todos (Costa Rica y Panamá), o donde no hay mucho pero se comparte lo que existe para que todos obtengan una parte (Nicaragua), existe una sociedad estable.

Cerraremos con un punto hecho por cada economista equilibrado que haya revisado los asuntos financieros de nuestro país. Todos dicen que la riqueza de nuestro país no está aumentando y hay una gran disparidad en los ingresos en Belize; todos dicen que los ricos son cada vez más ricos y los pobres cada vez más pobres. Y la división va en aumento.

- Advertisment -

Most Popular

Murdered woman found floating in Dangriga

Jasmine Francis was murdered and dumped in the sea. Her body was discovered this morning floating in the sea in Dangriga Town, Stann Creek...

BDF Soldier bitten by snake

A BDF soldier was bitten by a venomous snake while he was on duty at the Cadenas Observation post. He was airlifted in a...

Elderly man killed in RTA

A man identified as Liborio Itch, 64, was knocked down and killed this evening near the Kendall Bridge on the Sounthern Highway.

Devon Tariq Lopez missing

Police are asking the public's help in locating another man who has gone missing. Devon Tariq Lopez, 22, of Belize City, was reportedly last...