28.3 C
Belize City
Sunday, August 14, 2022

MOHW hosts Workplace Wellness Forum

by Khaila Gentle BELMOPAN, Tues. Aug. 9, 2022A...

BDF soldiers get land titles

by Charles Gladden BELIZE CITY, Thurs. Aug. 11,...

CITCO Youth Innovation summer camp ends

150 kids from various parts of the...

From the Publisher en Español

From the Publisher (En Espanol)From the Publisher en Español

Los académicos generalmente no se conocen por ser físicos, aunque en los Estados Unidos se valora la categoría de estudiante/atleta. En Honduras Británica/ Belize, supongo que es difícil avanzar al nivel terciario y más allá en la academia si uno está corriendo con sus contemporáneos de la base en las calles. Es por esta razón que creo que la mayoría de nuestros académicos beliceños no están contribuyendo a la liberación de nuestro pueblo: nuestros académicos no están aportando su conocimiento al discurso público porque están intimidados por los políticos y sus compinches. Para los académicos beliceños, la discreción es la mejor parte del valor. Nuestros académicos son, como dicen los estadounidenses, ñoños.

Cuando fui al Colegio Universitario de Belize (UCB por sus siglas en inglés) a fines de 1999 como presidente de la junta, me sorprendió y me decepcionó descubrir que el UCB no tenía un departamento de historia. UCB se trataba principalmente de negocios, turismo, hospitalidad y similares.

No me considero una persona física, pero después de que logré completar una licenciatura en 1968, creí que tenía que llevar los conocimientos que había adquirido a mi pueblo. Lo consideré un asunto de urgencia. Sabía que había mucho más conocimiento por adquirir, pero era joven e impaciente. Yo creía que si les abría los ojos a nuestros jóvenes

would then take the ball to the goal, so to speak. I was only going to light the fire.

I had done History at the Ordinary Level at St. John’s College and at the Advanced Level at SJC Sixth Form. During those six years between 1959 and 1965, I learned nothing about the Caste War in the Yucatan. I had noticed from an early age that there was this period between the 1830s and 1880s where there was very, very little about our history in this settlement of Belize.

Since it was because of the Caste War that our two northern districts, Corozal and Orange Walk, were essentially populated by refugees of said war in the latter part of the nineteenth century, I found it very strange that we young Belizeans had never been taught anything about the Caste War. I thought it was an insult, really, and this was where my personal rebellion began.

Locked up in Belize Town/City as generations of black Belizeans had been, most of us did not know that the real center of industrial activity by the superpower Belize Estate and Produce Company (BEC) was in Gallon Jug, which I believe is in the Orange Walk District. It seems to me that there was a point where the woodcutters in the settlement of Belize began to move north instead of west along the Belize Old River, as they had been

beliceños, entonces llevarían el balón a la portería, por así decirlo. Yo sólo iba a encender el fuego.

Había cursado Historia en el Nivel Ordinario en el Colegio San Juan (SJC por sus siglas en inglés) y en el Nivel Avanzado en la preparatoria de SJC. Durante esos seis años entre 1959 y 1965, no supe nada sobre la Guerra de Castas en Yucatán. Me di cuenta desde una edad temprana que hubo un período entre las décadas de 1830 y 1880 en el que había muy, muy poco sobre nuestra historia en este asentamiento de Belize.

Dado que fue debido a la Guerra de Castas que nuestros dos distritos del norte, Corozal y Orange Walk, fueron esencialmente poblados por refugiados de dicha guerra en la última parte del siglo XIX, me pareció muy extraño que a nosotros, los jóvenes beliceños, nunca se nos hubiera enseñado nada sobre la Guerra de Castas. Pensé que era un insulto, en verdad, y ahí empezó mi rebelión personal.

Encerrados en el municipio/Ciudad de Belize como lo habían estado generaciones de beliceños negros, la mayoría de nosotros no sabía que el verdadero centro de actividad industrial de la superpotencia Belize Estate and Produce Company (BEC) estaba en Gallon Jug, que creo que está en el Distrito de Orange Walk. Me parece que hubo un punto en el que los leñadores en el asentamiento de Belize comenzaron a moverse hacia el norte en vez del oeste a lo largo del Viejo Río Belize,

doing for centuries.
Some people say that there is a rivalry

between Corozal and Orange Walk because the Corozal people are descended from the Santa Cruz Maya, whereas the Orange Walk people are Icaiche Maya. The Santa Cruz Maya were more from the southeastern part of the Yucatan, whereas the Icaiche Maya came more from the western part of the Yucatan, around Campeche, say.

Once the Caste War broke out in 1847, the British here (which is to say, I presume, BEC) began to play games with the Santa Cruz Maya, selling them guns and gunpowder to fight the oligarchical Spanish element which had been oppressing the Santa Cruz Maya. But, it appears to me that the Icaiche Maya were more interested in demanding rents from the British woodcutters who were encroaching on their ancestral territory.

This is how we come to the war between the Icaiche Maya and the British, which ended up with the Icaiche Maya leader, Marcos Canul, being killed by the British West India Regiment element in 1872.

It has always been amazing to me how absolutely little we Belizeans know about the British West India Regiments. These soldiers were brought here from somewhere in the West Indies to help

como lo habían estado haciendo durante siglos.

Algunas personas dicen que existe una rivalidad entre Corozal y Orange Walk porque la gente de Corozal desciende de los mayas de Santa Cruz, mientras que la gente de Orange Walk es de los mayas Icaiche. Los mayas de Santa Cruz eran más de la parte sureste de Yucatán, mientras que los mayas Icaiche venían más de la parte occidental de Yucatán, alrededor de Campeche, digamos.

Una vez que estalló la Guerra de Castas en 1847, los británicos aquí (que es decir, supongo, BEC) comenzaron a jugar con los mayas santacruceños, vendiéndoles armas y pólvora para luchar contra el elemento oligárquico español que había estado oprimiendo a los mayas santacruceños. Pero me parece que los mayas Icaiche estaban más interesados ??en exigir rentas a los leñadores británicos que estaban invadiendo su territorio an- cestral.

Así es como llegamos a la guerra entre los mayas Icaiche y los británicos, que terminó con el líder de los mayas Icaiche, Marcos Canul, siendo asesinado por el elemento del Regimiento Británico de las Indias Occidentales en 1872.

Siempre me ha sorprendido lo poco que sabemos los beliceños sobre los Regimientos Británicos de las Indias Occidentales. Estos soldados fueron traídos aquí desde algún lugar de las Indias Occidentales para ayudar a BEC y a los

BEC and the woodcutting settlers fight the Icaiche Maya. The mystery for me has always been what percentage of the British West India Regiments were black, because the size of that percentage would affect historically the relationship between the people of Orange Walk and the people of Belize Town/City.

In my young days, there was nowhere you could go to find out anything about these British West India Regiments. Today, there is, praise God, the internet. I went to Google.com and found the following on Wikipedia: “The British West India Regiments were infantry units of the British Army recruited from and normally stationed in the British colonies of the Caribbean between 1795 and 1927. In 1888, the two West India Regiments then in existence were reduced to a single unit of two battalions.”

So that, I had no choice but to return, for the third time at least, to Peter Ashdown’s paper on “The problem of Creole historiography.” Sometimes it seems to me that all our academics in Belize want to tell us about is Judeo-Christianity. Listen here, beloved. You can’t understand the undercurrents of The Jewel if you are completely ignorant about the Caste War. We Belizeans, in 2022, are too British. We must respect Marcos Canul. He shed his blood for his people.

colonos madereros a luchar contra los mayas Icaiche. El misterio para mí siempre ha sido qué porcentaje de los Regimientos Británicos de las Indias Occidentales eran negros, porque el tamaño de ese porcentaje afectaría históricamente la relación entre la gente de Orange Walk y la gente del municipio/Ciudad de Belize.

En mis días de juventud, no había ningún lugar al que se pudiera ir para averiguar algo sobre estos regimientos británicos de las Indias Occidentales. Hoy existe, alabado sea Dios, Internet. Fui a Google.com y encontré lo siguiente en Wikipedia: “Los Regimientos Británicos de las Indias Occidentales eran unidades de infantería del ejército británico reclutadas y normalmente estacionadas en las colonias británicas del Caribe entre 1795 y 1927. En 1888, los dos regimientos de las Indias Occidentales que existían entonces se redujeron a una sola unidad de dos batallones”.

Así que no tuve más remedio que volver, por lo menos por tercera vez, al trabajo de Peter Ashdown sobre “El problema de la historiografía criolla”. A veces me parece que todo sobre lo que nuestros académicos en Belize quieren hablarnos es el judeo- cristianismo. Escuchen aquí queridos. No pueden entender el trasfondo de La Joya si son completamente ignorantes sobre la Guerra de Castas. Los beliceños, en 2022, somos demasiado británicos. Hay que respetar a Marcos Canul. Él derramó su sangre por su pueblo.

Check out our other content

MOHW hosts Workplace Wellness Forum

BDF soldiers get land titles

CITCO Youth Innovation summer camp ends

Check out other tags:

International