30.6 C
Belize City
Wednesday, June 29, 2022

Shyne reps Belize at 2022 BET Awards

In a special tribute to his former...

Kathleen “Mams” Maud Meheia, JP

BELIZE CITY, Mon. June 20, 2022     Funeral...

Redescubriendo la rueda, mientras los asesinatos continúan

Editorial (En Espanol)Redescubriendo la rueda, mientras los asesinatos continúan

Hombre baleado en la Calle Faber’s; hombre baleado en la Calle Dolphin; hombre baleado en la Sexta Calle; hombre baleado en la Calle King… “El bueno, el malo,” o el inocente.¡Q.E.P.D.  todos!

Domingo 19 de junio de 2022, lunes 20 de junio de 2022

   Si alguna vez hubo necesidad de un cuerpo de “inteligencia” serio entre nuestras agencias de aplicación de la ley, definitivamente el momento es ahora, cuando la impunidad se ha convertido en el orden del día entre los asesinos a sangre fría en las calles de la Ciudad de Belize. Mercenarios, relacionados con pandillas o no; cuando un “pistolero” puede ser tan descarado e insensible, aparentemente sin temor a rendir cuentas, al quitarle la vida a otra persona en un lugar público, sabemos que, en verdad, estamos en el suelo. Crimen, pobreza, falta de educación, desnutrición, desempleo, corrupción, distribución injusta de la riqueza, atención médica inadecuada…. todo está relacionado y no hay respuestas fáciles ni soluciones rápidas. Pero aun tenemos que seguir adelante para abordar los problemas, en lugar de dar vueltas en círculos. ¿Por qué seguimos descartando buenos enfoques y estrategias, y nos negamos, como pueblo, a “agarrar el toro por los cuernos” y abordar los problemas con enfoque e intensidad? ¿Es, como opinó Assad Shoman en 2018 en Punta Gorda (transmisión de Krem el sábado por la noche), que solo nos volvimos políticamente “independientes” en 1981, pero nuestra mentalidad beliceña aún no ha sido “descolonizada”?

   Si bien puede haber debates sobre los métodos de lucha contra el crimen y las técnicas de intervención para reducir el nivel de represalias entre las distintas pandillas después de cada asesinato, entre los ciudadanos indefensos y frustrados existe la sensación de que estamos peleando una batalla perdida, como tratar de rescatar a un bote con una grave fuga con una cubeta en el área de popa, mientras que un gran agujero tiene agua brotando desde la región de proa.

   Estaríamos tentados a entablar una discusión sobre las estrategias de inteligencia en el lado de la interdicción de la lucha contra el crimen, y cuestionar la sabiduría de desmantelar el muy difamado “SIS” (Servicios de Inteligencia de Seguridad) de una antigua administración UDP. Existe el peligro de que cualquier organismo de recopilación de inteligencia del gobierno sea manipulado con fines políticos partidistas; pero eso no significa que no exista una gran necesidad de monitorear y recopilar información encubierta sobre estos individuos que parecen estar deambulando por nuestras calles con total desprecio por la posible presencia de inteligencia encubierta, que podría sorprenderlos cuando menos lo esperan, y al menos darles una cosa más en que pensar al hacer su movimiento para acabar con una vida inocente. Con una ciudadanía ya aterrorizada, estos tipos a menudo atacan a sus blancos a plena luz del día, con plena confianza de que ninguno de los espectadores aparentemente asustados puede resultar ser un agente encubierto armado. Parece que no hay ninguno en Belize, gracias a la fuerte politización en la campaña electoral del PUP hace unas décadas contra el SIS instituido por el UDP.

   En nombre de la política y la conveniencia política, a lo largo de los años el pueblo beliceño ha visto cómo se desmantelaban o descarrilaban una serie de buenos proyectos, solo para ver intentos posteriores de resucitarlos de una forma diferente. En algún momento, el lema de la campaña fue “¡El IVA es un asesino!” Pero después de las elecciones, el nuevo partido en el poder pronto hizo algunas modificaciones y en su lugar presentó el Impuesto General a las Ventas (IGV). Un partido en el gobierno trató de abordar el problema de la guerra de pandillas con una iniciativa de Juventud para el Futuro, pero pronto fue descartada por el partido entrante en el gobierno a favor de una nueva cosa llamada Programa de Desarrollo para una Juventud Consciente. La continuidad y la construcción del conocimiento institucional sigue siendo un problema cada vez que una iniciativa se descontinúa debido a la política, y luego el nuevo grupo tiene que empezar de nuevo. Quizás el acto más atroz debido a la conveniencia política fue el desmantelamiento de BELCAST (Colegio de Artes, Ciencias y Tecnología de Belize) por parte del entrante gobierno UDP en 1984 a favor de un nuevo Colegio Universitario de Belize (UCB por sus siglas en inglés) orientado a los negocios, que estaba afiliado con una universidad americana. Si alguna vez hubo una acción retrógrada destructiva para un país joven en desarrollo, fue esa. La Escuela de Formación de Enfermeras, el Colegio de Profesores de Belize y el renombrado Colegio Técnico pronto se convirtieron en bajas.

   El Informe y Recomendaciones de la Comisión de Delitos de 1992 durante una administración del PUP centró gran parte de su atención en las estrategias de intervención con las pandillas, los esfuerzos de interdicción del Departamento de Policía y el poder judicial; y si bien recomendó la promulgación de algunos programas sociales, educativos y comunitarios, así como la creación de oportunidades de empleo, la entrante administración UDP en 1993 vio la redirección habitual del enfoque y el estatus de segundo plano para ese informe. Los esfuerzos posteriores para redactar enfoques y planes detallados para tratar de controlar la escalada del crimen, especialmente los asesinatos, han tardado en dar frutos, a pesar de diferentes estudios científicos y recomendaciones de expertos extranjeros (Gayle y Crooks) y dedicados visionarios locales. En junio de 2022, todavía estamos plagados de asesinatos estilo ejecución, allanamientos de morada, robos y otros delitos económicos. Por lo tanto, surge la pregunta, ¿es que no hay voluntad política o hemos estado “ladrando al árbol equivocado”?

   Una pista de que nuestros métodos no son suficientes para detener este problema, es evidente en la boca del propio Comisionado de Policía, cuando respondió a una sugerencia de la reportera Cherisse Halsall (7News) de que algunos de sus “…oficiales de policía pueden estar involucrados con carteles?” El comisionado Williams replicó que “…estamos despidiendo a oficiales de policía todos los días”. Desde hace décadas, hemos oído hablar de policías corruptos que confiscan drogas a personas para dárselas a otras personas para que las vendan en su nombre. Nos solidarizamos con el Comisionado porque, por difíciles que sean de encontrar, unos “pocos hombres buenos” en la fuerza podrían ser más efectivos que todo un batallón de oficiales plagado de ladrones.

   Una fuente muy improbable, las memorias deportivas del Cuerpo de Paz Estadounidense, Ted Cox, quien estuvo estacionado en Belize entre 1971 y 1973, y que se acaba de publicar en 2014 bajo el título “Cuando Honduras Británica se convirtió en Belize”, ha sacado a la luz algunos hechos muy interesantes, incluido un informe que, ahora parece, brindó una oportunidad de oro para trazar un curso que quizás podría haber salvado a toda una generación de nuestra juventud perdida por la violencia armada.

   Como lo describe Cox, “En 1966, las Naciones Unidas, a través de UNICEF, adoptó el concepto de ‘paternidad responsable’… El experto de la ONU, Vin Lawrence, llegó el 13 de septiembre de 1972… Muchas organizaciones, trabajadores sociales, ciudadanos, jóvenes y jóvenes líderes colaboraron en la elaboración de su informe… durante tres meses”. El informe final, “…un folleto de 180 páginas titulado Programa Nacional de la Juventud: Jóvenes en Belize – Avanzando hacia el desarrollo… fue presentado al Ministerio de Gobierno Local, Comunidad y Desarrollo Social”. ¿Qué pasó con ese informe?

Incluso antes de la llegada del crack y las pandillas en Belize, y sin mencionar a la policía, “el estudio observó que el desempleo a gran escala tiende a crear una generación enojada que a menudo considera que el vandalismo y la violencia son las formas más fáciles de aliviar la frustración”. Y un par de hallazgos del estudio desde 1972 saltan a la vista: “El sistema educativo no era adecuado para satisfacer las necesidades de la nación. Estaba demasiado orientado hacia los objetivos académicos, carecía de la preparación de los estudiantes para el desarrollo social y económico… Había inadecuadas instalaciones vocacionales… Faltaban campos de juego utilizables…” Y esto fue antes de que se “desarrollara” el campo BEC y los Barracones fueran “salvados.” Además, el estudio propuso “un modelo y una descripción general de un programa nacional para la juventud hasta el año 2000”.

   Hemos perdido mucho tiempo junto con un par de generaciones de nuestra juventud, todo porque las exigencias de la tarea en cuestión pueden no haberse considerado políticamente convenientes. Pero nunca es demasiado tarde para empezar. Es hora de un serio examen de conciencia y expiación por parte de nuestros líderes gubernamentales, tanto rojos como azules. Como beliceños, descartemos para siempre esa “mentalidad colonizada” y emprendamos alguna acción decisiva para salvar a nuestra juventud, comenzando con la remodelación de todo nuestro sistema educativo “para satisfacer las necesidades de la nación”.

Check out our other content

Check out other tags:

International