74 F
Belize City
Tuesday, January 26, 2021
Home From the Publisher (En Espanol) From the Publisher en Español

From the Publisher en Español

El contador Jorge Julián Castillo falleció hace dos o tres semanas. Él y su esposa, Socorro, han sido mis vecinos, una casa al norte en el Paseo Seashore en Buttonwood Bay, durante unos diez o doce años, diría yo. Julián compró la casa que había sido construida por y era propiedad del finado Ray Lightburn, y creo que la transacción de compra por Julián se llevó a cabo a través de la Cooperativa de Crédito Holy Redeemer (HRCU en inglés).

Visité la casa de Julián en el momento de su fallecimiento, y hablé brevemente con su esposa y su hija menor (de cuatro), y les conté de la época en que Julián, el finado Neil Garbutt y yo habíamos formado un trío de canto para actuar en un programa de variedades para recaudar fondos para la escuela durante nuestro último año en el Colegio San Juan (SJC en inglés). (Estoy seguro de que no fuimos muy buenos. Nos acompañó un guitarrista llamado Marín, no recuerdo su primer nombre, creo que de Cayo Ambergris, y cantamos dos canciones en español: Creí y Más Allá). Verán, Julián y yo habíamos estado en clase durante seis años juntos, desde 1959 hasta 1965, todo a través de SJC y la prepa SJC.

Había pensado brevemente en escribir en este periódico sobre la muerte de Julián, pero esperaba que THE REPORTER, un periódico muy católico, presentara el fallecimiento de Julián de manera destacada. Esto se debe a que Julián había sido un católico romano muy devoto durante toda su vida y un miembro muy respetable de la convencional sociedad beliceña. Creo que había sido presidente de la Asociación Scout de Belize durante algún tiempo. Pero no hubo nada en THE REPORTER, y eso me dejó bastante perplejo.

Mi vida y la de Julián habían tomado direcciones totalmente distintas después de que fui a Estados Unidos a estudiar en 1965 con una beca del Departamento de Estado. Julián había ganado la Segunda Beca Abierta de Honduras Británica ese mismo año y había viajado al Reino Unido para hacer su contabilidad. Cuando yo regresé a Belize en 1968 y pronto me involucré en el poder negro, UBAD y la controversia sociopolítica, Julián todavía estaba estudiando en Inglaterra. Cuando regresó a Belize a principios de la década de 1970, no hicimos ningún tipo de contacto. Yo había sido muy crítico con el sistema educativo de la jerarquía católica romana, que me había educado, sobre todo con respecto a la ausencia de consideraciones de historia africana y maya, y esa disputa me costó a todos mis amigos católicos y conocidos de la Escuela Varonil Holy Redeemer y de mis días en SJC.

Pasaron décadas y décadas, y los caminos de Julián y el mío nunca se cruzaron. Marion Paulino, un compañero de clase en la prepa SJC en 1964/65, mencionó su nombre un par de veces durante las pocas ocasiones en las que habíamos estado en contacto (Marion siendo residente de Belmopan desde entonces), pero no fue hasta que Julián se convirtió en mi vecino que en realidad tuvimos una conversación. Habían pasado cuatro décadas y más desde 1965, y era como si hubiéramos estado viviendo en dos mundos diferentes.

Comprenderán, entonces, algunas de mis dudas para hablar con familiaridad en esta columna sobre Julián cuando nos dejó. Quería escuchar al periódico católico honrar su memoria. Eso me pareció correcto. No sucedió.

Ahora, Julián Castillo era el hijo mayor del finado Justo Castillo, un alto funcionario que había sido miembro de la realeza católica romana y del Partido Unido del Pueblo (PUP) en los años 50 y 60. Los hermanos del Sr. Justo incluían a Monseñor Facundo Castillo, un sacerdote católico altamente calificado en aquellos días, y Rudy Castillo, considerado la mano derecha del líder del PUP George Price cuando se trataba de información y propaganda. En ese entonces, las personalidades de la oposición al PUP odiaban al Sr. Rudy, y a menudo se le refería, con gran animosidad, como “Goebbels”, que había sido el experto en propaganda del régimen de Adolf Hitler en la Alemania nazi.

Cuando hablé de la muerte de Julián con un amigo católico en Canadá hace un par de días, me recordó, con una perspicacia sustancial, el hecho de que había habido esa división algo sensacional entre los principales católicos romanos en Belize cuando Harry Lawrence, Net Vasquez, Paul Rodríguez, y Manuel Esquivel (junto con el anglicano Curl Thompson) formaron el Partido Liberal en 1972 para luchar contra el gobernante PUP de Price. Antes de 1972, el sentimiento entre la mayoría de los beliceños era que ser católico romano era similar a ser un PUP, una de las razones siendo que el líder PUP Price había sido un seminarista católico durante algunos años en sus años pre políticos, y se sabía que era muy cercano al liderazgo católico en Belize después de convertirse en líder PUP en 1956 y líder máximo aquí durante muchos años.

Bueno, me pareció que había escuchado durante los años de Esquivel que Julián era amigable con el UDP, pero esa sugerencia debe considerarse un rumor. Y, ¿qué diferencia hizo toda la política de partidos de todos modos? Significó que había dudado en presentar mis respetos públicamente a Julián y su familia en el momento de su muerte, y ahora hay que hacerlo de manera tardía.

Lo único que diré, para terminar, es que Julián y yo éramos lo suficientemente cercanos durante los días escolares que me contó su malestar con su situación de infancia. La primera esposa del Sr. Justo, la madre de Julián, había muerto después del nacimiento de Julián. No estoy seguro de cuánto tiempo después, pero Julián creció en una casa con una madrastra, que dio a luz a los otros hijos del Sr. Justo. Pongámoslo de esta manera. Debido a sus circunstancias, Julián no había sido un niño favorito mientras crecía. Diría que le fue muy bien en la vida y le doy mi respeto.

Murieron antes que él:
Su padre: Justo León Castillo
Su madre: Raquel Castillo
Su madrastra: Elba Sara Castillo
Su hermano: Dr. Greg Castillo
   
Sobrevivido por:
Su esposa: Socorro Castillo
Sus hijas: Raquel Castillo, Miriam Castillo, Dr. Juliánni Zaiden, Marta Castillo
Sus yernos: Felipe Castillo y Robert Zaiden
Nietos: Julián Castillo, Lucia Sánchez, Amanda y Lydia Zaiden y Celine Castillo
Hermanos y hermanas: Orlando Raúl Castillo, Marta Castillo, Lily Bowman, Susie Castillo y Nancy Moore
Cuñados: Dr. Allan Moore, Moises Zaldivar, Rene Zaldivar
Cuñadas: Rosa Pariente, Effie Dodigovich, Nellie Gonzalez, Glennis Williams
Una multitud de sobrinos y sobrinas.

- Advertisment -

Most Popular

GOB speaks on PUC/Mirab Deal

BELIZE CITY, Wed. Jan. 20, 2021-- During an interview on Wednesday, Prime Minister Hon. John Briceño told local media that his government had just...

Maya land rights back on the table, says Hon. Dolores

BELIZE CITY, Tues. Jan. 19, 2021-- One of the topics that were brought up on Tuesday during an interview of Minister of Human Development,...

COVID-19 vaccines to arrive by April?

BELIZE CITY, Tues. Jan 19, 2021-- Recently the Minister of Health and Wellness, Hon. Michel Chebat, announced that officials from the Government of Belize...

Hoteliers, GOB hoping for tourism revival soon

BELIZE CITY, Wed. Jan. 20, 2021-- The tourism industry in Belize is still on life-support, even with the reopening of the Philip Goldson International...